domingo, 29 de enero de 2012

RECTIFICACIÓN TERRONES DE AZÚCAR




Quiero pedir disculpas a todas lectoras y lectores de este blog, por el error cometido en la redacción de la receta de los Terrones de azúcar.
En los tiempos utilizados en el microondas, son 30 SEGUNDOS. 
 Yo habia puesto 30 minutos.
Este error me lo ha hecho saber Asunción de Reus y quiero agradecerselo desde aquí.
Como podraís comprobar he rectificado el error en la receta.

miércoles, 25 de enero de 2012

TERRONES DE AZÚCAR



 Estoy suscrita al blog de sandeeA, del blog La receta de la Felicidad, desde hace tiempo, me gustan sus trabajos y me parece muy creativa.  

   Me gustan mucho los trabajos que hace para niños y aunque yo todavía no tengo nietos propios, me voy preparando para cuando los tenga, por lo tanto he adoptado y me han adoptado, los nietos de mis amigas.

  Me encanta regalarles gominolas, y ahora añadiré estos terrones de azúcar, espero que les gusten y se diviertan echándolos a la leche.

  Como podéis ver tengo los mismos moldes que todo el mundo, con ellos hago las gominolas o los bombones y de ahora en adelante, los usare para los terrones de azúcar.



INGREDIENTES:

  1. 220 gr. de azúcar
  2. 1 cucharadita de agua mineral
  3. Colorante rojo liquido
  4. Molde apto para microondas
  • ELABORACIÓN:
  • En un bol ponemos el azúcar, añadimos el agua con las gotas de colorante, empezar añadiéndolo despacito para no pasarse de color rosa al rojo.
  • Mezclar con una cuchara para no teñiros los dedos, hasta conseguir una textura como arenosa.
  • Llenar el molde y apretar bien con una cucharita, retirar el sobrante de azúcar con la misma cuchara o un pincel.
  • Poner el molde en el microondas 30 SEGUNDOS, y volver a dar otros 30 SEGUNDOS.
  • No más de ese tiempo pues el azúcar se quemaría.
  • Sacar del horno y dejar que enfríe un poco, pues corréis el riesgo de quemaros si los volcáis demasiado pronto.
  

Así de sencillo es tener un obsequio original para mayores y pequeños, probar que es muy sencillo y divertido.

LAS ROSQUILLAS DE MI TÍA MARÍA




 Es la segunda receta de rosquillas que pongo en el blog y aunque el resultado de la rosquilla es muy parecido, esta es la receta que mi tía ha hecho siempre.

  Los ingredientes de esta receta son los mismos que la que hacia mi abuela materna y el resto de vecinas del pueblo, pero el resultado no era el mismo. Las cantidades variaban un poco; puede ser que unas lleven más harina que otras, o que los huevos sean más grandes, no lo sé, pero el resultado final es el que importa y estas son más esponjosas, y a mí, particularmente me gustan más.

  Las de la abuela quedaban más duras desde el principio y como se hacían muchas para que no faltara algo dulce en la despensa, aun se ponían más duras, y todo el mundo terminaba por comerlas remojadas en la leche para ablandarlas.

   Conozco a más de una persona que añora y echa en falta aquella textura en las rosquillas caseras, pero creo, que esto tiene que ver más con la añoranza de los tiempos pasados que con las rosquillas en sí.

  En la elaboración de estas rosquillas hay un ingrediente que para mi gusto y el de mi familia es indispensable; es el anís, fuerte o seco, si no llevan no nos gustan tanto, aunque en esta bendita casa no se hace ascos a ningún postre o pasta dulce.






 
INGREDIENTES:
  1. 4 Huevos grandes
  2. Azúcar, 2 vasos (tamaño, vaso de vino)
  3. Aceite de oliva V.E 1 vaso
  4. Anís seco 1 vaso y medio
  5. 800 gr. de harina
  6. (500 gr. de harina de fuerza y 300 gr. de harina de todo uso)
  7. 2 sobres de levadura Royal
  8. La piel seca de una naranja
  9. 1 litro de Aceite de semillas sin sabor para freír
  10. Azúcar para envolver las rosquillas


ELABORACIÓN:

  • En primer lugar calentar el aceite de oliva en un cacito y añadir la piel de la naranja, dejar infusionar para que coja el aroma a naranja, dejar enfriar.
  • En un bol batir los huevos con el azúcar, yo lo hago con la batidora, para que se mezcle más rápido y se deshaga bien el azúcar, debe montar un poquito pero  sin llegar a dejarlos como para bizcocho.
  • Seguimos, añadiendo el aceite, repito que se añade cuando está frio y sin la piel de naranja.  Añadir el anís seco y agregar la harina junto con la levadura.
  • Al principio mezclar 500gr. de harina con la levadura, después tenemos que añadir el resto de harina poco a poco y observar cuanta harina admite la masa.
  • La masa tiene que quedar tierna, un poquito pegajosa si las queremos esponjosas, pero hay que tener en cuenta la clase de harina que se está utilizando, porque unas marcas absorben o admiten la humedad o el líquido de manera diferente a otras.  Yo la que uso siempre es la de Harimsa y siempre necesito 800 gr. aunque en esta ocasión la he mezclado con una harina normal de Mercadona.
  • Dejar reposar la masa unas horas, la amase a las 8,30 h, tape el bol con plástico de cocina, las deje  reposar y seguí con el proceso a las 12 h.
  • Para trabajar la masa, si se pega, poner en vuestras manos un poquito de aceite, pensar que si se añade harina pueden quedar algo más duras,  yo no lo necesite, las trabaje muy bien, sin tener que añadir aceite o harina.
  • Para freírlas, utilizo aceite de girasol, es más ligero y no aporta más sabor.  Poner al fuego un cazo hondo, mejor que una sartén, para voltear bien la rosquilla y que no toque fondo, de esa manera evitaremos que se queme.
  •  Formar bolas, el tamaño a vuestro gusto, yo empiezo formando unas 12 y cuando el aceite está caliente empiezo a hacer los agujeros.  
  •  Las añado al aceite caliente de dos en dos, cuando las pones en el aceite siempre caen hacia abajo, pero suben rápidamente,  yo les doy vuelta enseguida, lo hago continuamente, para que se frían de igual manera por todos los lados, no cogen un color excesivo y por dentro quedan perfectas
  • Si cuando empecéis a hacerlas por algún motivo tuvierais que dejar la mitad de la masa sin freír, no tengáis ningún miedo, no le pasara nada aunque dejéis la masa en la nevera hasta la noche o el día siguiente.  Siempre que lo dejéis bien tapado para que la masa no se seque

Yo he probado a hacer la masa por la noche y freírlas al día siguiente y el resultado ha sido el mismo, unas rosquillas estupendas.

lunes, 23 de enero de 2012

MERLUZA RELLENA DE GAMBAS Y SALMÓN CON SALSA AMERICANA




  En otras muchas ocasiones he hecho merluza rellena y debo confesar que siempre utilizaba la misma receta, la de gambas y setas,pero esta navidad decidí cambiar el relleno sobre la marcha, con las cosas que tenía en ese momento.

  El relleno consiste en un pate de salmón, lonchas de salmón marinado y gambas, y el resultado en la cena de Nochevieja, fue un éxito.

  Hoy he pensado repetir la receta, para colgarla en el blog, así que espero que os guste.

  El paté de salmón lo hago, aprovechando la carne que queda pegada a la espina, cuando lo cortas en libro para hacer el salmón marinado, y los recortes que le hago al lomo para dejar un corte limpio de grasa y recto para hacer el salmón marinado.

  Cuezo los recortes de salmón con un trocito de puerro, y sal.  Cuando está cocido lo escurro y lo bato con dos filetes de salmón marinado, para potenciar el sabor y también añado dos palitos de cangrejo, 2 cucharadas de nata, sal y pimienta blanca, y ya tenemos un pate para untar en tostaditas o para hacer unas croquetas.

  Espero que os guste.




INGREDIENTES:
  1. 1 merluza o pescadilla abierta como un libro
  2. Pate de salmón
  3. Lonchas de salmón marinado
  4. 8 gambas grandes
  5. Aceite de oliva virgen extra
  6. Sal, pimienta, perejil.
 SALSA AMERICANA:
50 ml. Aceite de oliva virgen extra
 1 Chalota
50 gr de cebolla de Fuentes (tierna y dulce)
1 zanahoria
1 diente de ajo
1 chorrito de vino blanco
1 vaso de fumet de pescado
2 tomates grandes y maduros
Las cabezas de las gambas del relleno
2 gambas enteras
1 copita de coñac
sal, pimienta blanca
Cayena (opcional)
1 cucharada de harina
1 bouquet garní (perejil, tomillo, romero, laurel)



ELABORACIÓN DE LA MERLUZA:
  • Colocar la merluza abierta en la tabla, y salpimentar.
  • Poner unos filetes delgaditos encima de los lomos de la merluza.
  • Extender una capa de paté de salmón encima.
  • Limpiar  las gambas y abrirlas en dos láminas, quitando el intestino.
  • Colocar las gambas por toda la merluza.
  • Plegar un lomo sobre el otro y colocar la merluza en una bandeja de horno.
  • Salpimentar y poner por encima aceite de oliva v.e. y un vasito de vino blanco.
  • Meter al horno a 180º
  • Tiempo de horno, 35 minutos, si es muy grande hasta 45 minutos.


ELABORACIÓN DE LA SALSA:
  • Cortar en brunoise la chalota, la cebolla, la zanahoria y el diente de ajo, rehogarlo en el aceite caliente y añadimos un bouquet garní o las hierbas sueltas, (perejil, tomillo, hoja de laurel, romero).
  • Agregamos el vino blanco y dejamos que de un hervor.
  • Agregar el tomate cortado en cubos sin piel ni pepitas y dejamos cocer 15 minutos aproximadamente.
  • Retirar y deshechar el bouquet garní.
  • En otra sartén saltear o freír las gambas y las cabezas de gamba, añadir una cucharada de harina y rehogar, para freír y mezclar bien la harina.
  • Cuando están fritas, apagar la campana extractora de humos, añadir el coñac y con una cerilla prenderle fuego.
  • Una vez que la llama queme todo el alcohol, añadir un poco de fumet a las cabezas de gamba y añadir todo a la salsa de tomate, mezclarlo todo.
  • Pasar todo junto por la batidora  o el robot que tengamos en casa.
  • Utilizar un colador grande o el chino, (yo prefiero el colador, pues es de agujero mas fino) ayudadandoos de un cazo o de la mano del mortero.
  •  Hay que apurar lo máximo posible, para sacar todo el jugo o salsa posible.
  • Dejar cocer la salsa otros 15 minutos más y si queda demasiado espesa rectificarla añadiendo más fumet.
  Nos quedara una salsa espesa, con cuerpo y un sabor excelente.

  Yo os aconsejo hacer el doble de cantidad de salsa, y la que sobre guardarla en el congelador para otros pescados.  Le va bién al bacalao fresco, pero yo con lo que más la hago es con el rape, resulta un plato exquisito.

CHAMPIÑONES RELLENOS



  Las tapas se han convertido en uno de los platos básicos de cualquier casa, y desde luego de todos los establecimientos de restauración.

  Ofrece la posibilidad de probar varios platos o guisos en miniatura, a la vez que tiene la ventaja, de que su precio es mínimo y permite alargar el presupuesto de una noche de fiesta con los amigos.

  Ayer salí a dar un paseo, y me fijaba en que el reclamo de todas tabernas, cervecerías o bares de toda la vida, es el consabido letrero,  “Hay tapas”

  Lejos quedan ya, los años en que salías un sábado por la noche y cenabas dos platos y postre y estaba todo lleno, si bien ahora, siguen estando llenos los locales, a pesar de la crisis, pero las cenas han cambiado, a la ensalada o a las tapas con las cervecitas.

  La moda, que nos lleva y nos trae como quiere, y en cuestiones gastronómicas, hay que dejarse llevar, porque eso nos permite conocer nuevas y muy agradables cosas.



INGREDIENTES:

  1. 4 champiñones grandes
  2. 100 gr. de jamón de Teruel
  3. 1 puerro
  4. Los troncos de los champiñones
  5. 1 patata cocida, hecha puré
  6. Jengibre  fresco rallado (opcional)
  7. Sal pimienta y aceite de oliva Virgen Extra
  8. Cebolla caramelizada
  9. Queso rallado para gratinar

ELABORACIÓN:

  • Lavar y limpiar bien de tierra los champiñones
  • Quitar los troncos, cortarlos muy menuditos, reservar
  • Cortar el puerro menudito, reservar
  • El jamón cortarlo en taquitos muy pequeños
  • Poner una olla con agua y cuando empiece a hervir echar los sombreros de champiñón, dar vueltas para que se ablanden en el agua hirviendo durante 7 minutos.
  • Sacar y enfriar en agua helada, poner a escurrir para que suelten el agua que hayan absorbido.
  • Mientras escurren los champiñones, rehogar en el aceite de oliva el puerro,  los trocitos de champiñón y el jengibre rallado.
  • Cuando estén casi hechos añadir el jamón y rehogar un minuto más y retirar.
  • Añadir la patata  hecha puré, mezclar fuera del fuego y reservar.
  • Cuando esté un poquito más frio rellenar los sombreros de champiñón con esta farsa y poner un montoncito de cebolla caramelizada encima, meter al horno 10 minutos, sacar y servir.



  Para ablandar los champiñones, he utilizado el sistema de escaldarlos en agua. 
  También podéis hacerlo en aceite a fuego bajo, pero he querido eliminar una cantidad de grasa adicional y dejar solo la que se necesita para el sofrito del puerro y el jamón.

lunes, 16 de enero de 2012

CHIPIRONES A LA NAPOLITANA


   
  Una de las tapas que elegí para estos días fueron estos chipirones a la Napolitana, receta sencilla pero llena de sabor mediterráneo.
  Esta es una receta de hace años, que aprendimos en una clase de cocina, muy sabrosa y que en tostada o en cazuelitas dispersas por la mesa, gustan a todo el que los prueba.
 La foto inferior ya la coloque en el blog hace unos días, en las recetas de la tartaleta de foie y las croquetas de gambas, ajetes y trigueros.
Todavía me falta por poner unas cuantas recetas más, de recetas navideñas, que no he colgado por falta de tiempo.



INGREDIENTES:

Para 6 personas:
  1. 1 kg. de chipirón
  2. ½ kg. de tomate de rama
  3. 3 dientes de ajo
  4. Aceite de oliva virgen extra
  5. Un puñadito de piñones
  6. 50 gr. de aceitunas negras de Aragón de ajo
  7. 30 gr. de pasas
  8. 1 cucharada de perejil picado
  9. Unas hojitas de albahaca fresca (opcional)
  10. Sal, Pimienta, Azúcar
  11. Rebanadas de pan tostado
ELABORACIÓN:
  • Para facilitarnos el trabajo de pelar los tomates, los lavamos y con un cuchillo le hacemos un corte en forma de cruz en la base del tomate
  • Pondremos una olla al fuego con agua, cuando hierva, añadimos los tomates y los mantenemos 1 minuto, sacamos, dejamos enfriar en un bol con agua helada(añadimos unos cubitos) 2 minutos más, y ya podremos pelar los tomates arrancando suavemente la piel.
  • Troceamos los tomates, le quitamos las pepitas y las desechamos.
  • Ponemos a hidratar  las pasas en un vaso de agua.
  • Poner en una sartén un chorrito de aceite de oliva, cuando este el aceite caliente añadir el ajo y dejar que se dore.
  • Añadir el tomate troceado, añadir sal, azúcar y pimienta.
  • Dejar cocer el tomate 15 minutos, añadir los piñones, las pasas hidratadas y las aceitunas deshuesadas.
  • Se deja otros 15 minutos más y se espolvorea el perejil por encima de la salsa.
  • Si los chipirones son frescos y tiernos, solo hace falta marcarlos en la sartén o parrilla, si tenéis dudas, sobre si son tiernos, cuando la salsa lleve 15 minutos cociéndose, añadir los chipirones con el resto de ingredientes y dejarlos cocinar hasta que pinchándolos, observéis que están tiernos 15 o 20 minutos más.
  • Tostar el pan en el horno, colocar la salsa y el chipirón encima, sobre todo, al tiempo de servirlos, para que no nos quede blando el pan.
  • También podeís servirlos en raciones, o cazuelitas pequeñas en el centro de la mesa. 

miércoles, 11 de enero de 2012

FIAMBRE TRUFADO



  
  Siempre me ha gustado mucho hacer en casa pasteles de carne, patés, terrinas etc...  Esta receta, llevo haciéndola desde hace 10 años por lo menos, incluso en otras ocasiones la he utilizado con otros ingredientes, como la cabeza de cochinillo que nadie se va a comer asada, esta la añado cocida,  y siempre con buenos resultados.

  Este fiambre se puede servir con huevo hilado, frutas en almíbar, uvas y cualquier mermelada, en salsa.   Creo que el contrapunto que debe llevar este plato debe ser dulce, pero cada uno le dará el punto que más le guste.


 INGREDIENTES:
  1. 600 gr. de carne picada de ternera y magro de cerdo
  2. 1 pechuga de pollo
  3. 200 gr. de jamón serrano, mejor si es ibérico
  4. ½ nuez moscada recién molida
  5. 1 bote de trufas y su caldo
  6. Pimienta verde picada
  7.  ½ vaso de chupito de coñac
  8. ½ vaso de chupito de vino de Oporto Rubí
  9. Sal, pimienta negra,
  10. 3 huevos
  11. Pan rallado
ELABORACIÓN:
  • En un bol preparar la carne picada y las pechugas de pollo cortadas en tiras.
  •  Añadir la trufa picadita, las especias, los huevos batidos, el oporto, el coñac y el pan rallado, y la sal.
  • Mezclar todo muy bien para que se impregnen bien las carnes de los sabores de los condimentos.
  • Tapar y meter en el frigorífico 12 horas.
  • Este paso lo hago por la mañana, y lo dejo en frigorífico hasta la tarde.
  • Pasadas las 12 horas, pintar con mantequilla un molde y después espolvorearlo con pan rallado.
  • Poner una primera capa de carne picada, la segunda capa será de tiras de pechuga de pollo y así sucesivamente, hasta terminar con la preparación.
  • Tapar con papel albal y poner dentro de una bandeja con agua para cocerlo al baño maría.
  • Horno a 180º  durante 30 minutos, antes de sacar del horno pinchar con una aguja si sale seca, el pastel esta hecho.
  • En caso de que salga húmeda alargar la cocción 5 ó 10 minutos más.
  • Sacar del horno y dejar enfriar, antes de irme a la cama, le puse  un peso encima, para que la carne del pastel se compacte y al cortarlo no se deshaga.
  • Al cocerlo por la noche también le estamos dando las 12 horas que se aconseja dejar en reposo antes de consumirlo.
  • El pastel lleva unas pinceladas de gelatina y va adornado con huevo hilado, guindas y cebollino gelatinizado

martes, 10 de enero de 2012

ROSCÓN DE REYES





 Esta receta, que tenía que estar colgada desde hace días, sale hoy a la luz, por la sencilla razón de que he tenido problemas con el dispositivo de almacenamiento de las fotos que hago para el blog.

  Ya creía que no podría ponerlo en el blog hasta San Valero, pero por fin hoy lo he solucionado y aquí está.

  Este dulce es una de las cosas que más me gusta hacer en casa, pues me trae muy buenos recuerdos de mi vida pasada como panadera, y porque es típico de mi ciudad el día San Valero, su patrón, también se consume el día de San Blas, día en que se llevaba a la iglesia y se bendecían para que se curaran los males de garganta.

  De los dulces tradicionales, es el que más nos gusta.  Relleno con nata sobre todo, pero no desdeño uno con trufa, y mucho menos, uno sin relleno, acompañando una humeante taza de chocolate espesito, hecho a la antigua usanza.

  Este año hice los dos primeros el día 27, uno era para regalar y el otro para el cumpleaños de mi hija.

   El día de Año nuevo hice otros dos, para celebrar mi cumpleaños y su vida fue corta y efímera como los anteriores.   El día 5 hice otros dos que también fueron para regalar, y hoy día 6, otros dos, uno se rellenará, y el otro sin relleno, servirá para los desayunos.

 Desde el año pasado hago la receta de nuestra querida Su de  Webos fritos.  
 Para San Valero, hare la receta que he hecho siempre; el resultado es el mismo, un roscón esponjoso, aromático y delicioso.



PARA LA MASA DE ARRANQUE:
  1. 80ml. de leche
  2. 10 gr. de levadura fresca de panadería
  3. 1 cucharadita de azúcar
  4. 130 gr. de harina de fuerza
PARA LA MASA FINAL:
  1. 60 ml. de leche
  2. 70 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  3. 2 huevos
  4. 20 de levadura fresca de panadería
  5. 25 ml. de agua de azahar
  6. 450 gr. de harina de fuerza
  7. La piel rallada de medio limón
  8. La piel rallada de media naranja
  9. 1 pellizco de sal
  10. 120 gr. de azúcar glas o molida en casa con batidora, molinillo etc..
PARA LA DECORACIÓN:
  1. Huevo batido
  2. Naranjas confitadas
  3. Guindas en almíbar
  4. Azúcar humedecido con unas gotas de agua  
ELABORACIÓN:

La masa de arranque:
  • Templar la leche y deshacer la levadura y el azúcar en ella, mezclar con la harina y formar una bola, hacerle unos cortes en forma de cruz con un cuchillo.
  • En un bol con agua templada meter la bola de masa y cuando la masa suba  a la superficie estar lista para amasar con el resto de ingredientes, esto será aproximadamente a los 10 minutos.

MASA FINAL
  • Yo utilizo para amasar la panificadora Bifinet.
  • En la cubeta pongo en primer lugar la masa madre, la leche tibia, los huevos batidos, la mantequilla a temperatura ambiente, el agua de azahar, y la ralladura de los cítricos, el azúcar en un lado y la sal en el rincón opuesto de la cubeta.
  • Añado la harina encima del resto de ingredientes y pongo el programa número 7 con un amasado de 15 minutos, cuando lleva 5 minutos añado la  levadura desmenuzada en ella.
  • A los 10 minutos de amasado la paro 5 minutos y después la hago trabajar otros 10 minutos, un total de 20 minutos, la masa resultante debe ser fina, con un aspesto sedoso.
  • Cuando ha terminado el amasado, la dejo reposar dentro de la cubeta, para que la masa suba más rápido, aprovechando el calor residual de la maquina, ya que en esta época del año la cocina está muy fría por la mañana y este tipo de masas necesita que haya en el ambiente unos 20 – 24º para levar sin problemas.
  • Cuando la masa ha doblado de volumen, sacar la masa y desgasificar, trabajar en la mesa.
  • Yo la divido en dos, y la amaso llevando la masa al centro por debajo de la masa para dar forma de bola redonda.
  • Untar los dedos en harina o mejor en aceite para  hacer el agujero y estirar la masa para dar la forma o tamaño que os apetezca.
  • Colocar los roscones en la bandeja de cocción y tapar con un paño blanco de algodón, dejar reposar hasta que doblen su volumen, el tiempo de levado puede ser de 2 a 5 horas e incluso más.
  • Cuando haya doblado su volumen pintarlo con huevo batido, cuidando de no presionar para que no se nos baje la masa, adornar con las guindas y la naranja confitada terminar con el azúcar humedecido.
  • Precalentar el horno, a 200º calor arriba y abajo los primeros 10 minutos, el resto a 180º.
  • Hornear entre 15 – 18 minutos.
  • Dejar enfriar en una rejilla, pues si lo dejamos en la bandeja, el fondo del roscón se humedecería y quedaría blando.


  El tiempo que necesita una masa para doblar su volumen, es algo difícil de precisar a veces.  El año pasado me encontré que no tenia levadura fresca y utilice levadura seca y rápida, fue de locos, los amase a las 9 de la mañana y los cocía a las 12 de la noche, estoy segurísima de que la temperatura de la cocina influye muchísimo a la hora de elaborarlos, y mi cocina por las mañanas es una nevera.   A mí lo que me funciona bien es amasarlos después de comer y cocerlos sobre las 9 ó 10 de la noche, aunque me quede sin película o serie jajaja….. cualquier sacrificio, por amor a nuestro arte.

domingo, 8 de enero de 2012

BOCADITOS DE SOBRASADA O DE QUESO CON FRUTOS SECOS




  Esta receta no tiene más misterio, que aprovechar los retales que quedan de la masa de hojaldre, que se utiliza para otras preparaciones como los volovanes de la receta anterior.

  Se cortan con un cortapastas, se pinta la base de huevo batido y ponemos un trocito de sobrasada con un poquito de miel, colocamos encima otra lamina de hojaldre, cortada del mismo tamaño y presionamos para que se peguen las dos placas con el relleno dentro, pintamos de huevo y ya está lista para el horno.
  El otro bocadito, se prepara de idéntica manera, rellenándolo de queso y en la placa que colocamos encima, la pintamos con huevo batido y le ponemos frutos secos, yo he puesto pipas de girasol y sésamo.
  Meter al horno, cocer hasta que coja color y listo.


VOLOVANES DE SETAS Y JAMÓN IBERICO





 Me gusta hacer el hojaldre en casa, por la sencilla razón, de que el resultado del producto es de una calidad extrema, aunque es algo que tengo vedado.  El trabajo que conlleva su elaboración es contraproducente para mis cervicales, y siempre tengo que utilizar el hojaldre comprado.

  En esta ocasión, ha servido para elaborar unos volovanes, que  he rellenado con algo que es mi debilidad, las setas, acompañándolas de jamón ibérico y arropando este relleno una salsa velouté.

  La salsa velouté es la “pariente rica de la salsa bechamel”.   Se prepara un roux con buena mantequilla y harina, dejándolo ligeramente dorado; se añade un caldo bien condimentado, en vez de leche y conseguimos una salsa con un color más intenso.  Al final, al añadirle las yemas de huevo y la nata fresca, obtendremos una textura aterciopelada, con más sabor y consistencia.

INGREDIENTES SALSA VELOUTÉ

Para ¼ de litro
  1. 25 gr. de mantequilla
  2. 25 gr. de harina.
  3. ¼ de litro de caldo de pollo o gallina desgrasado totalmente
  4. (Según el plato que se elabore, el caldo será de vaca o pescado)
  5. 1 yema de huevo
  6. 2 cucharadas de nata fresca
  7. Sal y pimienta
ELABORACIÓN:
  • Fundir la mantequilla a fuego medio, añadir la harina y ligarla con la mantequilla, cocer removiendo de 3 a 5 minutos o hasta que se dore, y tendremos el roux hecho.
  • Retirar del fuego, incorporar poco a poco el caldo de pollo caliente, removiendo sin parar para que ligue bien y sin grumos.
  • Volver al fuego , removiendo sin parar hasta que comience a hervir y cocer a fuego suave 15 minutos.
  • En un bol poner la yema de huevo y las cucharadas de nata y batir.
  • Retirar la cacerola del fuego y pasar la salsa por un colador fino, para evitar posibles grumos.
  • Verter en la salsa el batido de nata y yema de huevo.
  • Salpimentar y añadir 3 gotas de limón, no más.
  • Volver a poner la salsa en el fuego pero suave.
  • Remover hasta que empiece a hervir y retirar de inmediato, si hierve podría cortarse.
  • Reservar hasta mezclar con el relleno.

INGREDIENTES RELLENO
  1. Ajo verde y puerro
  2. Rovellones
  3. Setas sihitake
  4. Jamón ibérico
  5. Sal y pimienta
ELABORACIÓN:
  • Cortar las setas y el jamón en cubos y reservar.
  • Cortar el ajo tierno y el puerro en brunoise.
  • Rehogar el ajo y el puerro, añadir las setas y rehogar.
  • Cuando  las setas estén casi hechas, añadir el jamón, remover solamente, para evitar que el jamón se pueda freír y quede seco.
  • Mezclar con la salsa velouté, rellenar los volovanes casi al tiempo de servir para que no se ablande el hojaldre.
  • Dar un calentón en el horno antes de llevarlos a la mesa



  La salsa velouté le da muchisima finura al relleno del volovan, si este mismo relleno se hiciera con bechamel de leche, sería mucho más pesado.

sábado, 7 de enero de 2012

GONDOLA DE LANGOSTINO SOBRE HUEVO RELLENO Y SALMÓN MARINADO





  Esta tapa consiste, en cortar y tostar rebanadas de pan de 5 cereales, ya sea en el horno o la sartén, las cuales untaremos con un pincel de aceite de oliva.

  Tenemos unos huevos cocidos que cortaremos por la mitad, sacamos la yema y la troceamos con un tenedor, la mezclamos con un poco de salsa tártara y unos trocitos de salmón marinado, y rellenamos los huevos duros.

  Cocer unos langostinos, y montar como veis en la foto.

  Poner la tostada de pan de semillas como base, encima un trocito de salmón,  el huevo duro, y el langostino coronando la tapa, pinchándolo con palillos para evitar que se desparrame.

  Es fácil y está muy rica